lunes, 12 de diciembre de 2016

Micropoema

   

Aprender a vivir
con la juventud suicida
de los pájaros.

Noelia

El lenguaje del silencio


De repente,
aparece alguien
que sin formación previa
conoce el lenguaje
de tus silencios.
Entonces puedes conversar
(sin palabras)
a sinceridad abierta.

Noelia

Jugar a ser pájaro



Siempre quise dibujarme
unas alas en la espalda.
Para jugar a ser pájaro
y beber de la luna llena.

Tú siempre quisiste un poema
capaz de romper el ruido.
Para jugar a ser planeta
y escuchar la respiración
del universo.

¿Por qué no perfilas con tus dedos
unas plumas en mi dorso?
A cambio te prometo un verso
que resquebraje la Tierra.

De esta manera,
los dos podremos fingir
que somos libres.

Noelia

sábado, 12 de noviembre de 2016

Dame un minuto para parar

Cuando la tristeza invade nuestro cerebro

Levanta. Levántate. Levántate y vístete.
Corre. Levántate. Vístete. No desayunes.
No tienes tiempo.
Camina. Camina. Camina. Camina.
Vamos. Camina. Camina. Camina.
Llegas tarde.
Corre. Corre. Corre. Corre. Corre.
Más deprisa.
Trabaja. Trabaja. Trabaja pero estudia.
Estudia. Estudia. Trabaja. Trabaja. Estudia.
Tienes media hora.
Haz la comida. Haz la comida. Come
No comas. Engulle. Engulle Engulle. Engulle.
Vuelve a correr.
Vamos. Corre. Vamos. Levanta.
Vamos. Vístete. Vamos. Trabaja.
Vamos. Estudia. Vamos. Engulle y traga.
Corre. Corre. Corre Corre.Corre.
Corre. Corre. Corre. Corre. Corre.

¡BASTA!
Basta...

Dame un minuto para parar,
frenar en seco y descubrir
a dónde y por qué voy tan deprisa.
Déjame desayunar versos cada mañana.
Déjame elegir la dirección antes de correr.

Dame un minuto para pensar.
Pensar qué estoy haciendo,
pensar qué quiero hacer.
Déjame empaparme con cada segundo
de este reloj temprano y efímero que me corresponde.

Sólo necesito un único minuto
para empezar a vivir.


Noelia

Todo será distinto


Crecer

con la dignidad intacta
a la amenaza que cierne.
Aprender
a la NO resignación
de hacernos infelices.
Sobrevivir
al cambio que obliga
a doblegarse al miedo.
Seguir
siendo el niño que grita
hasta ganarse el respeto.

Entonces,
(sólo entonces)
TODO será distinto.

Noelia

Te pido ser cesura

Cesura: pausa que se abre entre dos versos

Shhh
No quiero que seas palabra
de boca imprecisa.
Sólo una pausa
en esta rapidez absurda
que es la vida.
Sólo un silencio
que calle el ruido del mundo
cuando gira:

Te pido ser cesura
que llene mis pulmones

Al morir la primavera


Tengo entre mis manos un silencio
templado y preocupante
igual que esta tarde manchada de otoño,

azufre y hierba seca.

Se parece a la respiración rota
que precede al último latido de una mariposa,
pero más larga y más profunda,
tanto que puedo llegar a escuchar el universo.

Tengo entre mis manos el silencio
que se pregunta
a dónde emigran los pétalos
cuando muere la primavera.

Noelia


Haiku #2


Haciendo el verso,
me escribo caligrama
sobre tu ombligo.

Noelia

Se me ocurre una maldad...

La Nave. Teatro Calderón


"Se me ocurre una maldad..."
Y al instante, un truco de magia
nos vuelve silencio.
Somos arte dormido que mueve
(desde dentro hacia fuera).

Despiertan las manos, los ojos, la boca:
y nos convertimos en maravilla
sobre un escenario que empequeñece
mientras nosotros crecemos.

Ahora ya nos ves
y nos escuchas:

No somos futuro,
sino presente y su representación. 
Somos la generación
que tiene todo por delante,
y no va a dejar que se lo quiten.

Somos voz de las bocas cosidas
y de los “niños” que no son niños.
Somos el arte
de hacer la realidad visible

Y eso
sí que es un auténtico truco de magia.

Noelia

lunes, 19 de septiembre de 2016

Máscaras


Desprenderse de la máscara
al terminar el día;
y tener el valor suficiente
para psicoanalizar
nuestra verdad en el espejo,
para interpretar el papel
que ocultamos siempre detrás
de nosotros mismos.

Noelia Toribio

Vida

Aprender a curar
la epidemia;
a transformarnos
(poco a poco)
en vida.

Noelia Toribio

...

Resultado de imagen de lluvia

La clave
es sentirle lluvia
sobre tus versos rotos.

Noelia Toribio